¿Por qué algunas personas son más influyentes que otras?

| |

 En nuestra vida conocemos a una gran variedad de tipos de personas, cada una con una personalidad distinta, algunas más tímidas, otras más abiertas y divertidas o que conectan más con nosotros, pero sin duda hay otro tipo que ejerce una influencia o magnetismo no sólo sobre nosotros sino sobre nuestro entorno o incluso desconocidos. ¿Por qué algunas personas son más influyentes que otras? Te damos una serie de razones y además consejos para convertirte en una.

Lo primero a destacar es la importancia del “carisma”, un concepto que se refiere a la capacidad de ciertas personas para atraer y cautivar a los demás. Un sujeto carismático logra despertar la admiración del prójimo con facilidad y de manera natural. Por tanto es en general una persona fácil de seguir, como la mayoría de cantantes o actores/actrices del star system internacional. Se trata de una cualidad intrínseca y que por lo general se forja con la personalidad de cada uno, pero que además necesitan de herramientas para incrementarlo, sobre todo en el caso de políticos o influencers.

Cualidades a tener en cuenta:

Como decíamos el carisma y las dotes de liderazgo son elementos que se pueden moldear pero siempre están presente en las personas de estos perfiles. Además, saben llevar la conversación a su terreno, nunca son dictatoriales en su discurso sino que buscan una corriente de opinión. Tienen, por tanto, buenas dotes de comunicación, saben escuchar y además consiguen que sientas una empatía natural.

Aunque estamos hablando de dotes positivas, estas cualidades pueden volverse en contra de aquellos que les siguen, no olvidemos que grandes personajes de la historia como Hitler o Stalin eran a priori personas altamente carismáticas para con su entorno. También los líderes de las sectas suelen compartir buena parte de estos conceptos, por ello debemos siempre centrarnos en encontrar nuestro mejor yo y el de nuestro entorno con nuestras decisiones.

Hábitos para convertirse en una persona influyente:

-Inconformismo:
No dejarse llevar necesariamente por las tendencias o la opinión pública puede ser puede hacer que te vean como un “outsider” o alguien alternativo, sin embargo si sabes plantar tus ideas con lógica y tienes conceptos para cómo cambiarían las cosas, es un punto a tu favor en la búsqueda de un yo interior que no se conforma con lo establecido y busca cómo hacer las cosas mejor. En otras palabras, pensar por sí mismo y no necesariamente seguir el mensaje general.

-Explorar nuevas ideas:
Buscar ideas preconcebidas e intentar darles la vuelta es una buena técnica para mejorar el pensamiento tanto en velocidad como en capacidad de razonamiento.

-Networking:
Otro aspecto fundamental es la relación que establecen en tanto en su mundo como con desconocidos. No solo conocen a mucha gente, tienen relaciones con los contactos de sus contactos. Más importante, saben aportar algo nuevo y bueno a todos los miembros de su network. Comparten sus consejos y presentan a sus amigos con personas que puedan ayudarles.

-Focalizan sus esfuerzos en temáticas concretas:
Estos individuos no se distraen por trivialidades. Son capaces de eliminar la estática y el ruido sordo del día a día para enfocarse en lo realmente importante. Solo hablan cuando piensan que tienen algo diferente y propositivo que decir. Jamás aburren a los demás con charlas insulsas.

Anterior

Varias formas en que el estrés te afecta sin que te enteres

¿Qué es el dolor psíquico?

Siguiente

Deja un comentario