Los trabajos con mayor índice de depresión

| |

 La depresión es una enfermedad silenciosa que puede presentarse a todos y cada uno de nosotros en algún momento de nuestra vida, no hay que confundir con la depresión crónica, que supone sufrir sus efectos de manera permanente y que también tiene componentes químicos en los que no vamos a entrar de momento. Lo cierto es que este trastorno del estado de ánimo puede venir influenciado por hechos acontecidos en nuestras vidas y es aquí donde entra un factor determinante; el tipo de trabajo que realizamos. El trabajo suele llevarnos un gran tiempo de nuestras vidas, cerca de unas 45 horas semanales (de unas 168 horas semanales, de las cuales otras 45 dedicamos a dormir, por tanto tenemos supone más de un tercio de lo que hacemos a la semana).

Pero más allá del trabajo en sí tenemos que hacernos una pregunta a nosotros mismos. ¿Somos felices con lo que hacemos? Hay un gran número de trabajos que no son especialmente placenteros y pueden provocar caídas en el estado de ánimo o bien que no nos encontremos a gusto por diversos factores. En general se puede decir que los trabajos que pueden presentar un mayor índice de trabajadores con problemas depresivos a corto o largo plazo son aquellos que incluyen mucho trato humano (atención al cliente, negocios etc). Vamos a ver cuáles y por qué.

¿Cuáles son las profesiones que presentan mayor índice de depresión?

1- Conductores y transportistas:

Aunque pueden sorprender como primeros en la lista, en realidad, estas profesiones muestran un cúmulo de sensaciones poco gratas, en este sentido, más que tratar con el público, es el conflicto interpersonal el que eleva la tasa de depresión de esta profesión, provocando que muchos sufran de problemas de corazón y estrés. Esto es debido a que, además de la sensación de soledad pese a estar rodeado de personas (esto en caso de conductores de autobús y metro), a los bajos niveles de control sobre su propio trabajo, casi nula actividad física y, en general, poca sociabilidad.

2- Trabajadores sociales, sanitarios y agentes inmobiliarios:

En el sentido más estricto, los agentes inmobiliarios trabajan bajo estrés diario debido a la estructura del negocio; además de ir por comisión de ventas, suelen sentir que si no llegan al mínimo pueden ser despedidos. Además entra también el conflicto interpersonal; debes mantener una postura positiva y amena que conecte con extraños a diario, lo que puede llevar mucha energía.

Del mismo modo, los trabajadores sociales y también enfermeras, médicos etc suelen tener una gran cantidad de conflictos a diario, además de largas jornadas de trabajo y sobre todo, la sensación de tener la vida de otros como responsabilidad. A este hecho hay que añadir que las personas que van al hospital, clínica etc tienen un gran estrés al estar en un lugar que seguramente no quieren estar y que presenta incertidumbre por lo que puedan tener, por tanto, influye en que personas tranquilas puedan ser conflictivas al ser tratadas por su salud, lo que repercute en que los trabajadores de estas áreas se encuentren bajo estrés día tras día.

3- Atención al cliente y camareras de piso.

De nuevo, repetimos que las profesiones en las que la interacción humana es muy elevada puede presentar problemas de estrés muy altos, del mismo modo que la mayoría de las interacciones positivas nos hacen sentir gratos y completos, las negativas pueden minar nuestras horas de trabajo hasta el punto de llevarnos los problemas a casa si no sabemos gestionar nuestros sentimientos y aparcar el trabajo. Algo muy difícil de controlar.

Los hoteles son, en general, lugares en los que el cliente busca relajarse y encontrar paz, sin embargo hay que tener en cuenta que para ello hay varias personas trabajando día y noche y que los clientes cuando viajan incrementan sus defensas, de modo que están más perceptibles cuando surge un problema debido, sobre todo, a que no controlan el entorno en el que están o bien ponen demasiado peso sobre su viaje sobre otras personas (recepción, agencia de viajes, etc) de modo que ante cualquier problema humano, su reacción es en ocasiones mayor de la que sería en su entorno habitual, lo que lleva a que los trabajadores encargados de escuchar y solucionar problemas cargan con esa negatividad y puede conducirles a una depresión a largo plazo.

Del mismo modo las llamadas “Kellys” o camareras de piso, sufren un estrés constante ante la necesidad de llegar al cupo diario de habitaciones limpiadas, además de posibles reprimendas por su organización en caso de no cumplirse los objetivos, también se enfrentan con un trabajo que en general no es muy valorado (el objetivo es que todo esté tan limpio que parezca que todo es nuevo), además la soledad y la sensación de repetir constantemente las mismas tareas hacen que sea una de las profesiones con mayor índice de depresión.

4- Artistas y derivados:

Se trata de una amalgama de profesiones como pueden ser actores, músicos, bailarines, etc. Uno de los fundamentos de estas profesiones es la temporalidad, normalmente los actores y otros artistas pasan de un proyecto a otro con distintas productoras, por tanto es muy fácil caer en la ansiedad ante la idea que dentro de un tiempo pueden estar sin trabajo. No se trata de precariedad laboral, pues la estructura es la misma que, por ejemplo, muchas personas que trabajan en freelance, es decir, cuando terminan un proyecto deben buscar otro.

5- Servicios legales:

Otras profesiones con alto grado de depresión es la de servicios legales. Los seguros suelen llevarse la palma en ese sentido y es que no todo el mundo está preparado para trabajar en determinadas compañías como las relacionadas con funerarias por ejemplo. En cualquier caso, sufren normalmente los mismos problemas que comentábamos con los agentes inmobiliarios, ir a comisión, normalmente están en una oficina revisando documentos de una manera, generalmente repetitiva, lo que unido a un trabajo que en general no es muy bien valorado por los clientes / opinión pública, ayuda a que sus trabajadores puedan tener problemas de ánimo a menudo.

Anterior

Cómo tratar con una persona adicta.

El suicidio en la adolescencia, un problema que va en aumento

Siguiente

2 comentarios en “Los trabajos con mayor índice de depresión”

Deja un comentario